El fotógrafoso canadiense Matt Molloy, es quizás el precursor de una nueva técnica que bautizó como “time stacks”, que consiste en el uso de cientos de fotografías que capturan diversos momentos del día o la escena en cuestión: “La idea es capturar la progresión del tiempo, el movimiento y los cambios de luz”. Se utiliza para su ejecución dependiendo del autor: timelapses o varias tomas de larga exposición, pero lo mejor es que lo veas tu mismo:

 

 

Con esto sus fotografías dan un fascinante efecto pictórico con personalidad y hasta cierto punto un aspecto surrealista. Cada composición nos muestra paisajes de ensueño, nubes en formas imposibles, atardeceres saturados de una gran paleta de colores, hasta cielos donde el paso del tiempo nos muestra cosas realmente grandiosas. Os dejo para inalizar algunas fotos time stacks:

 

1024_2000 (1)

1024_2000

1024_2000 (2)

19091524411_f46c2f3072_b

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *